Observatorio RAIN

El Observatorio de Racismo Institucional (RAIN) nace en Madrid en octubre de 2016 para generar un espacio de observación y denuncia del racismo institucional.

El Observatorio RAIN reúne a personas de diversa formación que durante los últimos años se han ocupado de estudiar, visibilizar y combatir las diferentes formas de racismo presentes en las respuestas que los estados dan a la movilidad humana: la producción administrativa de la irregularidad (“sin papeles”), la limitación del derecho de asilo, las identificaciones basadas en el perfil racial, los centros de internamiento para extranjeros o las deportaciones. Manifestaciones que pueden ser observadas desde la categoría del racismo institucional:

“Racismo: toda distinción, exclusión, restricción o preferencia basada en motivos de raza, color, género, orientación sexual, linaje u origen nacional o étnico o cultural que tenga por objeto o por resultado anular o menoscabar el reconocimiento, goce o ejercicio en condiciones de igualdad, de los derechos humanos y libertades fundamentales en las esferas política, económica, social, cultural o en cualquier otra esfera de la vida pública. El racismo institucional sería así cualquiera de las anteriores expresiones instituida con objetivos de perdurar en el tiempo y establecer un determinado orden social y un ejercicio de poder sobre unos grupos racializados en beneficio de otros grupos. De todas las formas posibles de instituciones RAIN se centra especialmente en aquellas que produce o sostiene el Estado y que puede adoptar la forma de discursos, legislaciones, prácticas… “

El Observatorio RAIN tiene por objetivo investigar y denunciar las múltiples formas de racismo institucional, así como comunicar y promover otras formas de organización social en base a nuestros valores. Estos valores están así implícitos en el propio funcionamiento del colectivo, como es el carácter asambleario, feminista, horizontal e independiente económica e ideológicamente de partidos políticos, sindicatos e instituciones públicas.

Establecemos así tres objetivos prioritarios:

  1. Detección, denuncia y erradicación de discursos, políticas, leyes y prácticas basadas en el fundamentalismo cultural o de carácter racista o xenófobo.
  2. Investigación, comunicación y formación frente al racismo institucional.
  3. Promoción de relaciones humanas basadas en la solidaridad, el valor de la diversidad y la garantía de los derechos humanos, políticos, económicos, culturales y sociales.

32762153455_d99bbd619c_o.jpg

Anuncios